(392)92-529-83

Todos hacemos historia en la vida, donde tú eres el protagonista y hay personajes secundarios unos más importantes que otros claro. Algunos dejan lecciones, enseñanzas o simplemente buenos recuerdos. Pero hay uno que podemos decir que es el personaje estelar, la única persona capaz de crear un lazo desde antes de nacer, tan poderoso que por más que se estire jamás se podrá romper, así hagamos el comentario más hiriente, la decepción más grande, o nuestro tiempo libre no sea para ella, su corazón, su alma y su vida será siempre destinada a nosotros. Es difícil no darse cuenta de que estamos hablando de una madre, y te aseguro que aun así sin mencionarte de quien se trataba tú ya lo sabias, porque no hay persona que nos demuestre y nos de todo lo que ellas.

Por eso hay que valorar cada segundo que siga en nuestra vida, porque un día tan ordinario como cualquiera puede que tú despiertes a hacer tu rutina de siempre o cualquier cosa que te mantenga ocupado, pero ella, ya no.

No esperes a que sus latidos se detengan para querer hacer todo lo que “por no tener tiempo, por el trabajo, por los niños, etc.” no hiciste… y que para entonces ya sea en vano.

No esperes a que ya no este para darle todas las flores que se merecen que ¡Vaya que son bastantes! Y sean una simple decoración para su lápida. ¡HAZLO HOY! Aún hay tiempo. Que esas flores sean para decorar cada rincón de su casa.

Trata de regresarle una fracción de todo lo que hizo por ti, cómprale esa sala nueva que vio y tanto le gustó, el collar de perlas que le daría tu padre pero se fue antes de tiempo, cámbiale la recamara  que aunque fue en la que cada noche te arrullaba para dormirte junto a su pecho ya se ve desgastada, llévala a conocer lugares nuevos para ella tal como lo hizo contigo, Regálale tu tiempo y escúchala así como ella te escuchaba cuando tenías problemas con tu amigos, el profesor o le contabas de tu primer amor y te terminaba dando esos consejos que más te han marcado y han hecho de ti la persona que eres.

Adorna su comedor, con cuadros, arreglos, estantes, banquetes todo lo que se te ocurra pero lo más importante y lo que ella quiere… Adórnalo con tus hijos, tu esposa, tus hermanos, primos, tíos, amigos todos esos seres queridos que han hecho de sus vidas una mejor, que han estado ahí en la buenas y las malas, dale momentos especiales de los que no se olvidan, una noche llena de risas, una cena en la que por supuesto no dejará que nadie le niegue el que pueda preparar el que de seguro será el platillo estrella hecho con todo el cariño por ser tu preferido cuando aún vivías con ella.

No dejes a un lado a esa mujer que lo dejo todo por ti, su figura, tiempo libre, estudios, trabajo, descansos, salidas sociales y todo por ese amor, incondicional, puro y eterno que tiene por ti.